Diario Digital

Chile avanza pese a una oposición obstructiva

Por Claudio Mansilla Alt, seremi de Gobierno

Cuando el Presidente dio a conocer los resultados de la encuesta Casen, que reflejaban una disminución en la pobreza, la Concertación criticó las cifras. Hoy parlamentarios de oposición rechazan el fin de las listas de espera Auge. Al parecer un grupo de servidores públicos no quiere alegrarse por Chile.

Estas cifras no se traducen en buenas noticias para una persona específica o un sector político, son buenas noticias para Chile; como político, como servidor público y como chileno, cuando un compatriota sale de la línea de la pobreza, soluciona un problema de salud y comienza a tener una vida más digna es un motivo para celebrar.

Al parecer a la Concertación le molesta que el país avance y que un excelente equipo de trabajo, sacándose la mugre, logre cumplir con sus desafíos y resolver los problemas que crearon y no pudieron erradicar los gobiernos anteriores.

Con respecto al informe de Contraloría sobre las listas de espera Auge, dado a conocer por un grupo de parlamentarios debo ser enfático en señalar que se está mintiendo y manipulando cifras antiguas. A pesar de que las listas de espera se terminaron en noviembre, el análisis que hace el organismo contralor es al 30 de septiembre del 2011. Además siempre se señaló que un porcentaje de los casos se eliminó por la vía administrativa, fueron situaciones excepcionales debido a que por ejemplo no se asistió en reiteradas ocasiones a una consulta o fue imposible contactar a la persona.

Creo que es una irresponsabilidad no reconocer el excelente trabajo realizado por el equipo de trabajo del ministerio de Salud, que fue capaz de eliminar en menos de dos años las listas de espera Auge, donde 380 mil chilenos no tenían una respuesta y se encontraban sin poder solucionar un problema de salud.

Como oposición es muy loable cumplir un rol fiscalizador, pero no se debe caer en la mentira ni en el desprestigio gratuito, es momento de reconocer las metas cumplidas y dar las merecidas felicitaciones cuando corresponde, ya que aquí no se trabaja por conseguir más puntos en las encuestas o por ser reconocido públicamente, se trabaja por cada uno de los chilenos y chilenas.

Lamentablemente con estas acusaciones se ensució un trabajo y esfuerzo admirable, sin embargo nadie podrá borrar la satisfacción de 380 mil chilenos, que incluso después de años, lograron obtener su atención médica.

 

@ER
Recent Comments