Diario Digital

Primer paso hacia la gratuidad universal

Seremi de Gobierno, Marco Leal

Por Marco Leal Ruiz, Seremi de Gobierno

Una de las grandes transformaciones impulsadas por el Gobierno de la Presidenta Michelle Bachelet comenzará a ser palpable dentro de pocos meses más. Se trata del inicio de la gratuidad universal en la educación superior en 2016, que en una primera etapa beneficiará en forma directa a unas 200 mil familias chilenas del 50% más vulnerable de la población, que ya no tendrán que hacerse cargo de costear los estudios de sus hijos o hijas que opten a un conjunto de instituciones que cumplan con las exigencias establecidas previamente.

Sin lugar a dudas, la implementación gradual de este compromiso presidencial implica un profundo cambio en el sistema de educación superior impuesto durante la dictadura cívico-militar, que hasta ahora ha propiciado distintos mecanismos tendientes a lucrar con los sueños y aspiraciones de miles de jóvenes que pretenden estudiar una carrera universitaria o técnico profesional.

Parlamentarios de derecha, algunos de los cuales han sido firmes defensores de la educación como un bien de consumo y no como un derecho universal, quieren que todo siga tal cual y a través del Tribunal Constitucional buscan impedir la puesta en marcha de este beneficio, dejando de manifiesto su contrariedad a una decisión que favorecerá a cientos de hogares y estudiantes chilenos.

Según la OCDE, Chile es uno de los países con mayor desigualdad. Y también uno de los países donde mayor es el gasto de las familias en educación superior. Por eso, nuestra Presidenta Michelle Bachelet se propuso impulsar grandes transformaciones en este ámbito, con la certeza que nivelando la cancha podamos construir una sociedad más justa, inclusiva y solidaria.

Estamos seguros que este gran cambio traerá consigo enormes beneficios para miles de familias chilenas, y por ende a toda la sociedad en su conjunto, ya que marcará el punto de partida para el sistema de financiamiento de la educación superior que tendremos por las próximas décadas.

Por tanto, con mucho orgullo y humildad decimos… ¡bienvenida gratuidad!

@ER
Recent Comments