Diario Digital

Empresa de cecinas artesanales de Río Bueno apuesta por la Biomasa para mejorar su producción

unnamed (5)

Con la finalidad de implementar un sistema a pequeña escala con Energías Renovables No Convencionales (ERNC), que permitan suplir una necesidad energética; la dueña de la empresa de Cecinas Artesanales Doña Marcelina de Río Bueno, postuló un proyecto de Biomasa al programa de ERNC del Ministerio de Energía y Sercotec.

La iniciativa, tuvo un monto de inversión de más de 10 millones de pesos y consistió en la instalación de una caldera de biomasa con estanques de acumulación de mil litros e inercia de 2 mil litros, para otorgar calefacción central a 700 m2 de superficie, distribuidos entre pasillos, baños, almacén, sala de capacitación y cocina, siendo los mayores requerimientos durante el invierno; y la producción de agua caliente para los procesos productivos de la empresa.

Según explicó el seremi de Energía Pablo Díaz, “esta iniciativa busca entregar una  solución energética a los emprendedores de la región. En este caso, la idea implementada requiere el uso de leña seca para calentar el agua fría de la red, la cual ingresa al estanque de acumulación donde eleva su temperatura, según los requerimientos, con la energía proveniente de la caldera de biomasa. De este modo, desde el depósito se distribuye el agua caliente para las dependencias de la fábrica y, al mismo tiempo, para los radiadores del sistema de calefacción”.

La propietaria de la empresa, Carol Álvarez, manifestó estar muy conforme con los resultados del proyecto, evaluándose ahorros importantes en leña y otros recursos usados para calefacción, y además el aumento en la seguridad de las instalaciones.

“Lo que nosotros queríamos era aprovechar los recursos de biomasa, además de otorgar un valor agregado. Antes funcionábamos con una caldera a leña que gastaba demasiado, y ahora, esta nueva tecnología hace que nos ahorremos más del 50% en gastos”, dijo Álvarez.

Según explicó, antes del proyecto de ERNC se gastaban alrededor 120 m3 de leña al año, entre calderas para la producción de agua caliente y estufas a combustión lenta en varias dependencias de la fábrica, para calefacción; actualmente el consumo se redujo a 50m3 de leña al año para ambos requerimientos. Todo esto se traduce, en un gasto anterior de 3 millones 600 mil pesos,  y actualmente, con el sistema en funcionamiento, el gasto en combustible es de un millón y medio de pesos. Por lo tanto, el ahorro anual en leña con la implementación del proyecto es de 2 millones 100 mil pesos.

La empresaria agrega que “ahora tenemos agua a 80°C con un estanque de inercia que permite que al otro día el agua siga en buenas condiciones, a pesar de apagar la caldera de noche. Además nos entrega el suministro de calefacción central hasta para las piezas, que antes carecían de ésta. Por lo tanto, el beneficio fue directo para los trabajadores de la empresa y el medio ambiente”.

@ER
Recent Comments