Diario Digital

Tribunal de Panguipulli aplica convenio entre Poder Judicial y Ministerio Público y facilita uso de sala para entrevista investigativa

12 octubre 2021.- El pasado 3 de junio comenzó a regir en la Región de Los Ríos la Ley 21.057, que introduce importantes modificaciones en las diversas etapas de los procesos penales que involucran a niños, niñas y adolescentes (NNA) víctimas de delitos graves, incorporando  herramientas como las entrevistas grabadas en video, intermediación de declaración en juicio oral y otras medidas de resguardo para prevenir la victimización secundaria que afecta a los NNA durante su tránsito por el proceso penal.

Hasta antes de la implementación de esta normativa, un NNA podía relatar lo sucedido -en promedio- cinco veces, primero al momento de hacer la denuncia, luego ante el Ministerio Público, después debía prestar declaración ante un perito que evaluaba la credibilidad de su relato, posteriormente ante el Servicio Médico Legal y finalmente ante tribunales, testimonios que podían aumentar en el caso de anularse un juicio.

Esta situación cambia con la puesta en marcha de la normativa, ya que las instancias de entrega de relato por parte de los NNA se reducen sólo a dos, la primera en la etapa investigativa y la segunda durante la realización del juicio, ambas videograbadas, en salas especiales, hechas por un entrevistador acreditado y sobre la base de una técnica o método estandarizado de abordaje.

Para dar cumplimiento al espíritu de la ley, el Poder Judicial en la región de Los Ríos implementó cuatro salas especialmente diseñadas y pensadas para realizar las entrevistas investigativas o declaraciones intermediadas, equipadas y operativas en los tribunales de Garantía de Panguipulli, Mariquina, Los Lagos y el Tribunal de Juicio Oral en lo Penal de Valdivia, lo que implicó una inversión de 73 millones de pesos.

Estos espacios, gracias a un convenio suscrito por el Poder Judicial y el Ministerio Público, se encuentran a disposición de las demás instituciones del Estado que no cuenten con salas habilitadas en estas comunas.

En este sentido, el juez presidente del Juzgado de Garantía de Panguipulli, Carlos Aguilar, señaló que dado que el Ministerio Público no cuenta actualmente con una Unidad de Víctimas y Testigos (URAVIT) en la comuna, el tribunal ha puesto a disposición la sala de entrevistas videograbadas, en causas en que el ente persecutor investiga  delitos sexuales cometidos en contra de menores de edad.

“Entendemos la importancia de esta ley, es por ello que como tribunal hemos realizado un trabajo colaborativo con Carabineros y el Ministerio Público para realizar la primera entrevista investigativa desarrollada en la comuna, oportunidad en la que una adolescente, proveniente de la localidad de Malalhue pudo prestar declaración ante la  Fiscalía local, sin necesidad de trasladarse a Valdivia”.

“La causa, que está a cargo del fiscal de Panguipulli, Marcelo Leal, se encuentra en la etapa investigativa, instancia en la que el testimonio de la víctima debe ser recabado por un entrevistador acreditado para tales efectos por el Ministerio de Justicia, que cuenta con las habilidades y herramientas técnicas que le permitan recoger el testimonio, considerando la etapa evolutiva de la niña, labor que en este caso le correspondió al  ayudante de fiscal, Sebastián Prokurica”, agregó el magistrado.

El juez Aguilar precisó además que en este trabajo intersectorial, también participa Carabineros de Chile  “con el mismo ánimo de colaboración y gracias a un convenio alcanzado entre el Ministerio Público y Carabineros de Chile, los funcionarios policiales son los encargados de hacer el registro videograbado del testimonio de la víctima, registro que posteriormente es compartido con los intervinientes, sin necesidad que la joven deba repetir su relato una y otra vez”.

Así mismo, el juez presidente del tribunal de Panguipulli destacó la labor de coordinación del tribunal para la realización de la entrevista investigativa “desde el primer momento en que la víctima cruza la puerta de tribunal es acogida por nuestros funcionarios, nuestra consejera técnica realiza el primer abordaje, ya que hay que considerar que si para un adulto esta sería una situación difícil, lo es más para un menor de edad, todo esto es posible gracias a la coordinación que previamente se hace con todas las instituciones involucradas, gestiones a cargo de nuestra administradora, Marilén Moreno”.

“Hacemos todo esto porque es un mandato legal, pero también porque esperamos con ello otorgar dignidad y respeto a las víctimas, porque si lo hacemos bien desde el primer momento, si todas las entidades involucradas colaboran y ponen en el centro del quehacer los derechos de los niños, niñas y adolescentes y la protección de la niñez, la entrevista investigativa resulta ser una pieza clave para evitar la revictimización”, concluyó el magistrado.

@ER

Comments are closed.

Recent Comments